Translate

sábado, 14 de septiembre de 2013

Poesía




                Luis Caballero  (Sin título)





Reclamo del Poseído

Sube, muchacho, aprieta tu piel contra la mía.
Todavía en el ómnibus hay sitio para ti.
Tal vez no sea tu ruta, pero la fantasía
puede hacer de los miedos un campo de alelí.

Sube pronto, muchacho; la próxima parada
ha de sentirte parte de mi espacio.  Te invito
yo: ese pulpo con fiebre que a ratos sobrenada
entre la doble ola del deseo y el grito.

¡Qué bien!  Tus dedos suaves sujetándose al tubo
donde incontables manos se mueven distraídas.
Hay un río de muerte y otro río de vida

en tu melena oscura, y en la nuca que subo
como majá con hambre.  Nadie se dará cuenta
(sólo yo) de tu olor a misterio y a menta.

¿Después?  Nada: el secreto de ese fulgor que hubo.


Alberto Serret



No hay comentarios:

Publicar un comentario